¿Hasta dónde llegarán?

Hola.

No es sorpresiva la aprobación de la reforma laboral. La confabulación PRIAN (en complicidad con el Verde, así como la simulación del PANAL al abstenerse), la dominación y opresión por parte de la oligarquía dominante, y la profundización del modelo neoliberal que se está cayendo a pedazos en Europa y USA, y que sostienen artificialmente en México, pese  a que el país se cae también a pedazos.

Y no es sorpresivo, porque han preparado el terreno durante años para llegar a éste punto: ha habido un proceso de alienación, impulsado principalmente por su principal brazo articulador, el duopolio Televisa-Azteca, que ha conllevado a un proceso de adormecimiento de la consciencia social y de clase, un adoctrinamiento con respecto a valores no morales pero imperantes en la sociedad (valor supremo de lo material, superficialidad, “éxito” a costa de lo que sea), y han conseguido satanizar lo bueno, y santificar lo malo (para el Pueblo y la gente). Su instrumento de propaganda (similar al que creó Goebbels y utilizaba Hitler en la Alemania Nazi), hay que reconocerlo, funciona a la perfección.

Un caso que en su momento tomó mi atención (y que además, se encuentra documentado en Sobre la elección en el SME, http://blog.hglc.org.mx/?p=957), fue el mes previo a la extinción de Luz y Fuerza. Durante el mes previo, Televisa y TV Azteca no dejaron de informar, día con día, de los “abusos” que cometían los trabajadores de la empresa paraestatal, así como de las explosiones que se daban en el Centro Histórico casi todos los días, debido al “abandono y mal mantenimiento” de las instalaciones subterráneas, y a gritos en coro decían que Calderón tenía la “histórica posibilidad” de terminar con Luz y Fuerza, una empresa que se había convertido (según los portavoces oficiales) en un “gran lastre para México”. Así, el 10 de Octubre de 2012, Calderón extinguió la empresa, con un amplio apoyo mediático del duopolio televisivo.

Ahora, hacen lo mismo con la contrarreforma laboral. A gritos, conductores de televisión, “analistas” políticos, “intelectuales” de derecha, funcionarios del régimen, y diputados PRIANistas, hablan de las “grandes bondades” de la Reforma Laboral para el trabajador. Éstas grandes bondades se traducen en mayores beneficios para el empresario, castigando a la clase obrera del país.

Las “grandes bondades” de la Reforma Laboral es la contratación outsourcing (que es la contratación de la plantilla laboral por parte de un tercero sin responsabilidad para la empresa contratante), así como el pago por hora, el cual no forzará a contratar bajo una jornada fija de trabajo, sino generará condiciones para que el contratante únicamente contrate al trabajador el tiempo que considere necesario para pagar la producción requerida, sin necesidad ni responsabilidad de pagar por una jornada completa. Ésto (equiparable al salario mínimo mensual actual) corresponde a $7.79 por hora, aproximadamente USD ¢0.60 (60 centavos de dólar por hora).

Aquí, habría que señalar que, en China, el salario por hora es de USD ¢0.20 (a los afortunados que les pagan), por lo que tienen que realizar jornadas de 12, 14 y 16 horas para poder tener acceso al mínimo de sobrevivencia. En México, con la nueva reforma laboral, no es esperanzador el horizonte y, por el contrario, se acerca en mucho a la realidad china.

Más allá de la reforma laboral, lo cierto es que ésta oligarquía que gobierna México no se han detenido en el proceso de descomposición social, en el achicamiento del Estado al mínimo posible, en la pulverización de la clase obrera en México, y en la profundización del neoliberalismo en México.

Sin embargo, la tendencia es a realizar más, mayores y más violentas “reformas estructurales” que lo único que hacen es consolidar un modelo económico agresivo, inequitativo, salvaje, colonialista, entreguista y agobiante. Van midiendo “el agua de los tamales” y, al ver que la sociedad civil mexicana no reacciona, sino que se mantiene en su gran letargo y en su estado zombie (apoyado por el gran aparato propagandístico y mercadológico del duopolio Televisa Azteca, pero además ayudado y fomentado por la Religión Católica), proponen, aprueban y generan mejores condiciones para ellos, al fin y al cabo la menospreciada “prole” no hace nada por evitar ésto, pues su voto es desperdiciado o comprado para mantener y alimentar al sistema que, contradictoriamente, vorazmente los va aniquilando.

Viene la reforma energética (que buscará la privatización total de PEMEX y del petróleo), la reforma fiscal (que busca el gravámen del IVA en alimentos y medicinas, así como el aumento al 21% del IVA en los productos), y otras más que han sido escritas y dictadas desde Washington y el Fondo Monetario Internacional, y que están hechas para consolidar la dominación estadounidense sobre el resto del mundo. La Doctrina Monroe en su máxima aplicación.

Ellos llegarán hasta donde nosotros queramos. Sin embargo, lo que es un hecho es que solos no podemos. Necesitamos de todos para detener éste proceso de destrucción del Estado Mexicano y de su Pueblo. Necesitamos ya que la gente exija sus derechos, y detenga los atropellos que están haciendo contra nosotros, que somos todos.

El valiente vive hasta que el cobarde quiere.

Saludos. Dejen comentarios.

Comments

comments

Apuntes similares

La Hora de la Verdad

Hoy se presenta uno de los retos más importantes que ha tenido nuestro movimiento: la renovación de la estructura interna…

El cáncer del golpismo

La reacción, cabe señalar, es más que lógica, sobre todo si consideramos que parte de sus planes han sido evidenciados…

El papel del pasquín propagandístico imperialista contrarrevolucionario de la prensa burguesa, o @TheEconomist vs @LopezObrador_

A mediados de la semana, The Economist, revista británica alineada por excelencia a los intereses oligárquicos, oligopólicos, corporativos, bancarios, financieros,…

Mexicanos golpistas contra la Transformación

El financiamiento que recibe Mexicanos contra la Corrupción por parte de la Embajada de USA en México no es cualquier…